sábado, 14 de marzo de 2009

El poder de la atracción hacia el sexo opuesto

Ahora no estoy diciendo que sea malo el sentir algo por alguien, pero muchas veces esto se da de una manera tan exagerada que causa varios problemas.

Algunos jóvenes ciegamente hacen cosas para conquistar a la chica de sus sueños... A una edad temprana.

Aquel muchacho que durante la predica en la Iglesia, se queda viendo fijamente a su chica, suspirando y cuando se da cuenta le dicen "cerra la boca y presta atención".

A veces cuando se esta ciegamente enamorado el muchacho se queda con cara de bobo mirando a la chica que le gusta.

O la chica que entra llorando a la iglesia y llora sin parar, y cuando le preguntan "¿por qué lloras?" ella responde "es que el chico que me gusta no me vio cuando pase frente a él" :-)

El punto es que llega un momento en que al final se da un noviazgo y los miembros de la iglesia no lo saben, cuando se enteran vienen problemas, por no haber hecho las cosas como se deben hacer.

Claro que ancianos y pastor deben respetar esta relación y hablar con ellos para que puedan llevar un buen noviazgo.

Poco a poco vienen problemas con los padres: "Hija ese chico no te conviene" ó "Hijo esa muchacha no vale la pena"

Estos jóvenes comienzan a desobedecer a sus padres y vienen problemas aun mayores, allí es cuando se ve el poder de una paliza.

Después de un tiempo, el muchacho comienza a exigirle una prueba de amor a su novia; y al final terminan teniendo relaciones sexuales.

La muchacha queda embarazada y se ven obligados a contraer matrimonio, después de unos meses la chica llegá llorando a casa de su mamá y dice: "Mamá me case con un monstruo" y su madre responde "pues claro si cuando lo viste estabas ciegamente enamorada"

Acá se ve el poder que puede llegar a tener la atracción por el sexo opuesto, esto puede llegar a crear grandes problemas; lo anterior es un ejemplo de lo que puede llegar a pasar y de lo que pasa, cuando todo comenzo con un simple noviazgo.

2 Timoteo 2:22
"Huye de las pasiones juveniles, y sigue la justicia, la fe, el amor y la paz, con los que de corazón limpio invocan al Señor"

Ahora, no te desesperes, Dios tiene preparado (a) a esa muchacho (a) ideal para ti, solo recuerda que cuando lleves un noviazgo, debes hacerlo con la aprobación de Dios y siguiendo lo que él ha establecido.

La atracción sexual tiene mucho poder, pero tu decides dejarte controlar por ella o no, el Espíritu Santo siempre te va a guiar en momentos difíciles.

El noviazgo es bueno, se comparten momentos especiales con la pareja, pero igual hay que pedir a Dios por todo, incluyendo por este tipo de relaciones.

Que el Señor te bendiga y que tengas una hermosa semana!!

1 comentario:

ARAUNAPEKA dijo...

Tengo un regalito para tu espacio, en mi blog. Quisiera que no tuviera reglas pero así venía, y he querido compartirlo contigo.
Muchas Bendiciones